CUARESMA, UN CAMINO DE REFLEXIÓN Y COMPROMISO

cuaresma2018Tiempo de conversión, de perdón y de preparación para la celebración de la Pascua. La Cuaresma llega como un alto en el camino que tenenos que aprovechar para reflexionar y analizar nuestro compromiso con el Señor. Un tiempo para examinar nuestra fe, nuestra participación como comunidad en las tareas de la Iglesia y nuestra relación con los hermanos como paso indispensable antes de revestirnos de Cristo en la tarde del Lunes Santo. Para ello, el perdón y la conversión serán nuestras herramientas para reparar nuestros corazones y crecer como hermanos siguiendo a Jesús de la Pasión.

Días atrás comenzamos nuestra particular preparación para este tiempo con la presentación del cartel de la Estación de Penitencia. Una fotografía de Luis Miguel García que recoge un instante íntimo del Lunes Santo, cuando al entrar el trono de María Santísima del Amor Doloroso a la Parroqua la familia morada de Pasión nos reunimos en torno a Ella con la única luz de los cirios de la candelería. Momento de oración, despedida y acción de gracias; momento para el recuerdo de los que nos acompañan en nuestro peregrinar y de los que nos enseñaron a ser Cofradía de Nazarenos.

Hoy, miércoles a las 20:00 horas, nos uniremos a la comunidad parroquial para recibir la ceniza, signo con el que reconocemos nuestra propia fragilidad y mortalidad, necesitados de ser redimidos por la misericordia de Dios. Lejos de ser un gesto puramente exterior, la Iglesia lo ha conservado como signo de la actitud del corazón penitente que cada bautizado está llamado a asumir en el itinerario cuaresmal. 

El viernes 16, comenzaremos el reparto de papeletas de sitio de los participantes de la Estación de Penitencia. Desde ese día y hasta el 27 de febrero tienes la oportunidad de pasarte por la Casa de Hermandad recoger tu papeleta, pero además, no dejes pasar la oportunidad y aprovecha para convivir con los hermanos, involucrarte en las tareas diarias de la Archicofradía y participar de cuantas actividades restan hasta el esperado Lunes Santo.